HUNUCMÁ, Yucatán, 14 de febrero. – Mujeres y hombres de campo se dijeron sorprendidos al enterarse que pesa una denuncia en su contra, interpuesta por Gabriel Guzmán Millet a través de quien consideraron su “prestanombres” Mónica Pech, por presuntamente “revender” una superficie de tierra. 

Los hunucmenses que enfrentan la denuncia son 10, de los cuales dos han fallecido, entre los afectados se encuentran, José Rodolfo Santos Ek Reyes, Pedro Adrián Canul Ek, Rey Baltazar Poot Chan, así como José Fabian Iuitz  Uicab quienes sorprendidos dijeron desconocer el motivo por el cual los han puesto “entre la espada y la pared”, ya que esa compraventa se realizó en el 2017. 

Los entrevistados indicaron que el polémico Guzmán Millet, llegó a Hunucmá a comprarles la superficie de tierra que le pertenece a los diez, por lo que, en pláticas, el comprador les prometió pagarles mensualmente una cantidad de dinero para que al llegar a la cifra acordada se concrete la compra venta, situación que los propietarios aceptaron. 

Los demandados indicaron que el comprador comenzó a pagar los primeros meses sin ningún problema, pero de repente se “desapareció”, por lo que intentaron localizarlo para averiguar qué es lo que pasaba, llamado que nunca fue respondido, desapareciendo cerca de 6 meses sin dar aviso ni concretar el “acuerdo”. 

Ante la falta de respuesta los afectados acordaron buscar comprador para obtener el efectivo, ya que comentaron les hacía falta en ese momento, por lo que de inmediato se acordó la compraventa con el empresario Armando Ceballos Chávez quien en dos pagos finiquitó la adquisición de esa superficie, por lo que le entregaron los documentos. 

Su sorpresa fue que, pasados los meses, se apareció Gabriel Guzmán Millet, quien los “regaño” por no esperarlo, a lo que los propietarios le indicaron que no era culpa de ellos que se haya “desaparecido”, y que la tierra ya tenía dueño y era Ceballos Chávez. 

Entre la plática y los dimes y diretes, los hoy demandados indicaron que Guzmán Millet les indicó que no había problema, pero que tenían que firmar unos documentos en donde él se haría cargo en caso de haber algún problema con quien, sí pagó la tierra, para su sorpresa y enojo, ese documento que firmaron bajo engaños, era su declaración en donde los hunucmenses aceptaban haber vendido dos veces la misma superficie. 

Esa misma declaración y unos “poderes” en manos de la gente de Guzmán Millet, fueron utilizados para demandar ante el Tribunal Unitario Agrario a los hunucmenses, quienes incluso desconocían que el polémico empresario ya hasta les había puesto un abogado para “defenderlos”, mismo que en lugar de defenderlos dijo ante la magistrada que sus “clientes” aceptaban haber vendido dos veces, situación que los afectados indicaron carece de toda verdad. 

En la audiencia de los diez, solo uno declaró a favor de Gabriel Guzmán Millet y su “prestanombres” la licenciada Monica Pech, los hombres de campo indicaron que llegarán hasta las últimas consecuencias para aclarar esta mentira y fraude del que dijeron se sienten victimas.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *